El PSOE de Castrillón reclama al gobierno municipal de IU que, en la media de lo posible, el servicio de teleasistencia en el municipio sea gratuito y se gestione desde el Ayuntamiento. “Es cierto que el servicio de teleasistencia es caro, pero es igualmente cierto que debe ser un servicio que los ayuntamientos den a los vecinos y que no podemos permitir que la sociedad del bienestar, que tanto ha costado conseguir, vaya desapareciendo por meras cuestiones económicas”, sostienen los socialistas.

El concejal de Bienestar Social, José Luis Garrido (IU), tiene previsto repercutir el coste total o parcial de la teleasistencia a los 250 usuarios del concejo como fórmula para garantizar la continuidad de esta prestación. El gobierno local sacará próximamente a licitación el contrato para los nueve últimos meses del año. El coste por usuario es de 20 euros al mes.

“Hay muchas partidas de las que recortar antes que tocar la teleasistencia, ya que afecta a ciudadanos muy necesitados y que puede depender incluso su vida de ese servicio”, sostiene el PSOE en un comunicado que hizo público ayer.