La Justicia ha desestimado el recurso interpuesto por Izquierda Unida contra la resolución plenaria aprobada por el Ayuntamiento de Castrillón que dispuso que los grupos municipales de la oposición estuviesen representados en la comisión del agua, organismo que, entre otras funciones, propone las inversiones a realizar con cargo al canon de Aqualia, la empresa adjudicataria del servicio. «Es un ejemplo más de la actitud de la alcaldesa. Se niega a acatar las resoluciones plenarias, judicializa la vida municipal, pierde todos los juicios y encima se niega a informar a la oposición», manifestó al respecto al portavoz del Partido Popular, Jesús Pablo González Nuevo-Quiñones.