La alcaldesa de Castrillón, Ángela Vallina (IU), se reunió con representantes de la plataforma contra los recortes de servicios públicos a los que transmitió el “total apoyo municipal” al mantenimiento de las líneas de autobuses. Vallina criticó la decisión de la Compañía del Tranvía Eléctrico de Avilés (CTEA) de suprimir la línea de San Juan de Nieva y recortar las que comunican Piedras Blancas y otras zonas del concejo con Avilés. “No vamos a permitir más recortes en las líneas de autobuses. Hace pocos años ya nos recortaron el transporte público y no pueden seguir por ese camino”, afirmó Vallina. La alcaldesa señaló que “ahora precisamente con la crisis económica es el momento de potenciar el transporte público”. Vallina aseguró que si finalmente la CTEA y el Consorcio de Transportes de Asturias (CTA) suprimen algunas de las líneas de autobuses en Castrillón “nos plantearemos otras actuaciones y sobre todo valoraremos el seguir aportando 88.000 euros de subvención al CTA como tenemos presupuestado para este año”.

El plan de viabilidad de la CTEA prevé la desaparición de la línea 17 que presta servicio a San Juan de Nieva y la modificación de la 11, que llega hasta Vegarrozadas.