Noticia de La Nueva España

Adelia Castañón Suárez, castrillonense de 53 años y secretaria de la mujer de la Federación de Enseñanza del sindicato CC OO en Asturias, murió ayer por la tarde en la variante de Avilés, una fatídica vía que ya se ha cobrado la vida de 57 personas desde su inauguración en 1992. La víctima conducía un turismo con la matrícula 8470 FKT que colisionó frontalmente y por causas aún desconocidas con un camión con la placa 3655 DPV. El conductor del vehículo pesado, P. A. R. L., presentaba policontusiones y traumatismo torácico leve, por lo que fue trasladado en ambulancia al Hospital San Agustín.

El accidente se produjo en la salida de la variante a la A-8, cerca de Los Canapés. Castañón Suárez murió en el acto. El cuerpo sin vida de la mujer tuvo que ser excarcelado del interior del coche por los bomberos del SEPA (Servicio de Emergencias del Principado de Asturias) con base en los parques de Avilés y Pravia. El trágico siniestro se produjo minutos antes de las seis de la tarde. Una vez que los bomberos llegaron al lugar de los hechos confirmaron que en el interior del turismo había una persona atrapada y fallecida. Los servicios sanitarios -hasta el lugar de los hechos se desplazó también la uvi móvil- sólo pudieron verificar la muerte de Adelia Castañón, una mujer muy conocida en Asturias por su activa participación en el sindicato CC OO. La Guardia Civil se hizo cargo del caso.

El suceso ocasionó importantes retenciones en la variante de Avilés y en la autopista del Cantábrico. La variante de Avilés, la vía que libró a la ciudad del castigo del tráfico por la carretera nacional hace 20 años, se convirtió desde su apertura en una trampa para los conductores, si bien es cierto que el número de fallecimientos registrado en los primeros años de funcionamiento de la carretera poco tiene que ver con el balance más reciente. Los años más negros fueron 1993 y 1998, con nueve muertos cada uno. En 1996 y 1997 se registraron seis cada año y tanto en 1992 como en 1994 y 2004 hubo cuatro fallecimientos por accidentes en la variante. En total, 57 personas han perdido la vida en la citada carretera, que ya no está considerada como un “punto negro” por la Jefatura Superior de Tráfico.

Las personas allegadas a Adelia Castañón Suárez fueron conociendo la noticia del dramático fallecimiento de la responsable de Educación en Comisiones Obreras según avanzó la tarde. Pocos podían dar crédito a la mala nueva. Castañón era una ardiente defensora de la educación pública. Consideraba en las páginas de este diario hace pocos meses que los recortes tienen un trasfondo ideológico muy claro: “Es una lucha social por los servicios públicos gratuitos y universales, y sobre todo por la educación”, sentenciaba entonces esta mujer de 53 años que ayer perdió la vida en la carretera.