La Guardia Civil detuvo la madrugada de ayer a dos individuos mientras asaltaban una casa situada en Bujandi, un pequeño y apartado núcleo rural formado por tres casas y un único habitante situado en las faldas de Pulide, cerca de La Braña. Los agentes los sorprendieron “in fraganti”, en el interior de la vivienda -que en esos momentos no estaba ocupada por sus propietarios- y con parte de los objetos sustraídos cargados en una furgoneta.

En los últimos meses se han registrado varios asaltos a viviendas en la zona rural de Castrillón, sin que hasta el momento se hayan practicado detenciones. Bujandi tampoco se ha librado de esta oleada. Hace unos meses, el único vecino del pueblo padeció un robo en primera persona. Le sustrajeron una motocicleta, una sierra mecánica y diversos aperos agrícolas.